Sifonador acuario

Sifonar consiste en limpiar el fondo del acuario aspirando

Un sifonador acuario es otra de las herramientas básicas para poder llevar a cabo el mantenimiento de nuestro acuario y así mantenerlo limpio y a nuestros peces felices y bien sanos. Con el sifonador eliminaremos la suciedad que se ha ido acumulando en el fondo y aprovecharemos para renovar el agua del acuario.

En este artículo hablaremos de lo que es un sifonador, de los diferentes tipos que podemos encontrar, de cómo sifonar un acuario e incluso te enseñaremos cómo construir tu propio sifonador casero. Además también te recomendaos que leas este otro artículo sobre qué agua usar en los acuarios si es tu primera vez sifonando.

Qué es un sifonador para acuario

El sifonador acuario, también conocido implemente como sifón, es una herramienta muy útil que nos permite dejar el fondo de nuestro acuario como los chorros del oro, ya que va absorbiendo la suciedad que se ha quedado acumulada en la gravilla del fondo.

Aunque hay algunos tipos distintos de sifonadores (como contaremos en una sección posterior), a grandes rasgos todos funcionan igual, ya que son como una especie de aspiradora que se va tragando el agua, junto con la suciedad acumulada, para dejarla en un recipiente aparte. Según el tipo, la fuerza succionadora se lleva a cabo de manera eléctrica o manual, por ejemplo, gracias a un dispositivo de succión que permite que el agua sucia vaya cayendo en un recipiente aparte y a través del sifonador gracias a la gravedad.

Para qué sirve sifonar un acuario

Sifonar es importante para que tus peces estén sanos

Pues la finalidad de sifonar un acuario no es otra que limpiarlo, eliminar los restos de comida y de caca de los peces que se van acumulando en el fondo del acuario. No obstante, de rebote, el sifonador también nos permite:

  • Aprovechar para cambiar el agua del acuario (y substituir la sucia por la limpia)
  • Evitar el agua verde (a causa de las algas que pueden nacer a partir de la suciedad, que el sifonador se encarga de eliminar)
  • Evitar que tus peces enfermen a causa de tener el agua demasiado sucia

Tipos de sifonador para acuario

Un fondo lleno de plantas y de color

Hay dos grandes tipos de sifonador para acuario, eléctricos y manuales, aunque dentro de estos los hay con características muy interesantes, que pueden adaptarse a tus necesidades.

Pequeño

Los sifonadores pequeños son ideales para los acuarios de menor tamaño. Aunque los hay eléctricos, al ser pequeños también acostumbran a ser muy sencillos y a consistir simplemente en una especie de campana o tubo rígido, por la que entra el agua sucia, un tubo blando y una perilla o botçon posterior que debemos apretar para poder succionar el agua.

Eléctrico

Sin duda los más eficientes, tienen el mismo funcionamiento que los sifonadores pequeños (una boca rígida por la que entra el agua, un tubo blando por la que se desplaza y un botón para succionar, además de un pequeño motorcillo, claro), pero con la diferencia de que son más potentes. Algunos tienen incluso forma de pistola o incluyen bolsas tipo aspiradora para guardar la suciedad. Lo bueno de estos sifonadores es que, a pesar de que son un poco más caros que los manuales, nos permiten llegar a los lugares más recónditos del acuario sin esfuerzo.

Finalmente, dentro de los sifonadores eléctricos los encontrarás totalmente eléctricos (es decir, que van enchufados a la corriente) o a pilas.

Que solo aspiren la suciedad

Otro tipo de sifonador acuario que podemos encontrar en las tiendas es aquel que succiona la suciedad, pero no el agua. El aparato es exactamente igual que el resto, con la diferencia de que tiene un filtro por el que pasa la suciedad para almacenarla en una bolsita o depósito, pero el agua, ya un poco más limpia, vuelve a introducirse dentro del acuario. Sin embargo, este no es un modelo muy recomendable a la larga, ya que la gracia del sifonador es que nos permite matar dos pájaros de un tiro, limpiar el fondo del acuario y cambiar el agua de manera bastante fácil.

Casero

Los peces son muy sensibles a los cambios, por eso no podemos eliminar toda el agua de golpe

Hay un montón de posibilidades para hacer tu propio sifonador casero, pero aquí vamos a enseñarte el modelo más barato y sencillo. ¡Solo vas a necesitar un trozo de tubo y una botella de plástico!

  • En primer lugar, consigue los elementos que forman el sifonador: un trozo de tubo transparente, no muy grueso ni rígido. Puedes conseguirlo en tiendas especializadas, como en cualquier ferretería. También necesitarás una botella de agua o de refresco pequeña (de unos 250 ml están bien).
  • Corta el tubo a la medida. No tiene que ser ni muy largo ni muy corto. Para medirlo, te recomendamos poner un cubo (que es donde irá a parar el agua sucia) a una altura inferior del acuario. Entonces mete el tubo en el acuario: la medida perfecta es que puedas ponerlo contra el suelo del acuario y sacarlo para que llegue al cubo sin problemas.
  • Corta la botella. Según el tamaño del acuario puedes cortarla más arriba o más abajo (por ejemplo, hacia la mitad si se trata de un acuario grande, o por debajo de la etiqueta si se trata de un acuario más pequeño).
  • Coge el tapón de la botella y agujeréalo de manera que puedas meter el tubo de plástico pero que a la vez quede sujeto. Es el paso más complicado de llevar a cabo, ya que el plástico del tapón es más rígido que el resto y cuesta de agujerear, así que cuidado con hacerte daño.
  • Mete el tubo por el agujero del tapón y úsalo para collar la botella. ¡Ya está listo!

Para hacerlo funcionar, coloca la parte de la botella del sifonador en el fondo del acuario. Quítale todas las burbujas. Ten listo el cubo al que irá a parar el agua sucia. A continuación, succiona el extremo libre del tubo hasta que la fuerza de la gravedad provoque que el agua caiga en el cubo (cuidado con tragarte el agua sucia, no es nada saludable, además de muy desagradable).

Finalmente, uses el sifonador que uses, ten mucho cuidado de no quitar más de un 30% del agua del acuario al limpiarlo, ya que tus peces podrían enfermar.

Cómo usar un sifonador en el acuario

Una pecera con piedras muy limpias

El uso del sifonador, de hecho, es bastante sencillo, pero hay que tener cuidado para no cargarnos el hábitat de nuestros peces.

  • En primer lugar, prepara las herramientas que vas a necesitar: el sifonador y, en caso de que sea un modelo que lo necesite, un cubo o barreño. Este tiene que estar colocado a una altura más baja que el acuario para que la gravedad haga su función.
  • Empieza a aspirar el fondo con mucho cuidado. Lo mejor es empezar por donde se ha ido acumulando más suciedad. Además, tienes que intentar no despegar la gravilla del suelo ni desenterrar nada, o el hábitat de tus peces podría verse afectado.
  • También es importante que, como decíamos, no te lleves más agua de la cuenta. Como máximo, un 30%, ya que un porcentaje superior puede afectar a tus peces. Una vez termines de sifonar, tendrás que substituir el agua sucia por otra limpia, pero recuerda que esta debe estar tratada igual que la que queda dentro del acuario y tener la misma temperatura.
  • Finalmente, aunque dependerá mucho del tamaño de tu acuario, el proceso de sifonar tiene que llevarse a cabo periódicamente. Como mínimo una vez al mes, y hasta una vez por semana si es necesario.

Cómo sifonar un acuario plantado

Los acuarios plantados son delicadísimos

Los acuarios plantados se merecen un apartado aparte en el uso del sifonador acuario, ya que son tremendamente delicados. Para no llevarte el hábitat de tus peces por delante, te recomendamos lo siguiente:

  • Escoge un sifonador eléctrico, pero que tenga poca potencia, y con una entrada más pequeña. En el caso contrario, puede aspirar con demasiada fuerza y desenterrar a las plantas, cosa que queremos evitar a toda costa.
  • Al empezar a succionar, ve con muchísimo cuidado de no desenterrar las raíces o hacer daño a las plantas. Si tienes un sifonador con una entrada más pequeña, como decíamos, podrás controlar mucho mejor este paso.
  • Céntrate sobre todo en las zonas donde se acumulen los detritos y la caca de los peces.
  • Finalmente, las plantas más delicadas de sifonar son aquellas que recubren el suelo. Hazlo muy, muy suavemente para no desenterrarlas.

Dónde comprar un sifonador para acuario

Hay muchos lugares en los que puedes comprar un sifonador, eso sí, tienden a ser especializados (no esperes encontrarlos en el colmado de tu pueblo). Los más comunes son:

  • Amazon, el rey de las tiendas, tiene absolutamente todos los modelos habidos y por haber. Ya sean sencillos, manuales, eléctricos, a pilas, más o menos potentes… Es muy recomendable que, además de la descripción del producto, eches un vistazo a los comentarios para ver cómo puede adaptarse a tus necesidades basándote en la experiencia de los demás.
  • En tiendas de animales especializadas, como Kiwoko, también encontrarás unos cuantos modelos. Aunque pueden no tener tanta variedad como Amazon y ser un poco más caras en algunos casos, lo bueno de estas tiendas es que puedes ir en persona y pedir consejo a un experto, algo especialmente recomendable cuando acabas de iniciarte en el apasionante mundo de los peces.

Un sifonador acuario es una herramienta básica para limpiar el acuario y que tus peces, de rebote, estén más sanos y felices. Esperamos haberte ayudado a comprender su funcionamiento y haberte puesto las cosas más fáciles para escoger el sifonador que más se adapte a ti y a tu acuario. Cuéntanos, ¿has utilizado alguna vez esta herramienta? ¿Cómo te fue? ¿Nos recomiendas algún modelo en particular?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.