0

Guppy Los peces Guppy servirán para acabar con los Chikungunya

Las larvas Chikungunya se han convertido en un problema más grave de lo que podría parecer. Algunos países se están poniendo manos a la obra para acabar con la especie en algunas zonas, aunque lo cierto es que terminar con ellas no es una tarea tan fácil como parece. A veces, como sucede en este caso, es necesaria la colaboración de otros animales.

Los peces Guppy (de los que hemos hablado en alguna que otra ocasión) tienen como principales vías de alimentación al propio Chikungunya. Básicamente se comen las larvas, por lo que se trata de una buena herramienta para acabar con esta plaga, que tantos problemas está dando. Los ejemplares se han distribuido hace unas horas, lo que significa que empezarán a “limpiar” las zonas en las próximas semanas.

0

Peces cebra Los Peces Cebra pueden regenerar su corazón

La verdad es que nunca habíamos visto ninguna especie de pez que pudiera regenerar su corazón. Algo que sucede en los Peces Cebra. De hecho, si tienen algún problema pueden realizar esta operación con el fin de volver a estar en buen estado. Vamos a conocer cuales son los detalles que rodean a semejante acción.

Varios estudios realizados recientemente y publicados en la revista Nature desvelan que los Peces Cebra pueden utilizar las células del músculo cardíaco con el fin de regenerar los corazones dañados. Siguiendo las pistas encontradas se podría llegar a regenerar también el de los humanos. Aunque para esto todavía serán necesarios más estudios.

0

Falta de oxigeno Falta de oxígeno, causa de muerte de millones de peces

No sería la primera vez que habláramos de que miles o incluso millones de peces han muerto en algún lago o río del planeta. En este tipo de casos se suele enviar a un equipo de investigación con el fin de que aclare lo sucedido. Desafortunadamente, casi siempre el resultado de estas muertes es debido a la suciedad del agua en el que estaban o a los residuos tóxicos que estaban presentes. Acciones realizadas por el propio hombre.

Mucha gente también se pregunta por qué el hecho de que el agua esté sucia mata a los peces. Esa problemática tiene una solución bastante sencilla. Y es que, al no haber la suficiente limpieza, el agua no puede almacenar el oxígeno para la supervivencia de los animales, provocando que estos fallezcan asfixiados. Algo que también nos pasa a nosotros si no recibimos el aire suficiente.

0

Opah Opah, el primer pez de sangre caliente

El descubrimiento ha dejado sorprendidos a propios y a ajenos. Se llevaba a cabo recientemente gracias a una investigación de la NOAA, la cual desvelaba que el Opah era (y es) el primer pez que tiene sangre caliente. De hecho, la misma es muy similar a la de aves y mamíferos, recorriendo todo su torrente sanguíneo. Sin duda, una ventaja bastante interesante.

El Opah es plateado, muy conocido en el océano y que habitado a cientos de metros debajo de la superficie. Su ecosistema es bastante oscuro. Suele nadar rápidamente, moviendo las aletas pectorales. Las especies que hay en las profundidades suelen ser lentas y perezosas. Con poco movimiento. No obstante, nuestra protagonista nada muy rápido, lo que provoca una aceleración en el organismo y un calentamiento de la sangre.

0

pez luna real Un pez de sangre caliente, luna real

El pez luna real, más conocido científicamente como Lampris guttatus, es uno de los peces más extraordinarios y menos conocidos que hay. De forma ovalada y plana, tiene un diámetro similar al de una alcantarilla y puede pesar más que un humano. Aunque lo más sorprendente es que distribuye su sangre caliente por todo su cuerpo, siendo algo único entre los de su especie.

A diferencia de la mayoría de los peces, se desplaza moviendo sus aletas pectorales como si fuera un pájaro. Aunque está presente en todos los mares relativamente cálidos, es un pez raro de ver y siempre lejos de la costa. Sin embargo, quizás por el calentamiento global, muchos ejemplares han sido avistados o han sido capturados un creciente número de peces luna real.